Memorias de África

"¡Memorias de África!". Eso era lo que gritaba el legendario Andrés Montes al congoleño Dikembe Mutombo, un potente pívot de 2.18 m que fue el máximo rival de Hakeem Olajuwon durante muchos años en la época de los 90. Con un instinto para el tapón innato y una defensa exquisita, son los argumentos con los que jugaba Mutombo, estas habilidades le hicieron ganar el premio al mejor defensor en cuatro ocasiones. Jugó en la mejor liga del mundo durante 18 años, casi siempre a un alto nivel.

Mutombo vs. Kemp
Mutombo obtuvo una beca USAID para poder estudiar en Estados Unidos, concretamente en la Universidad de Georgetown (Donde también estudió Alonzo Mourning), en un principio Dikembe, no había ido allí para jugar al baloncesto, sino para sacarse la carrera de medicina, pero el entrenador del equipo universitario le animó a hacerlo (parece ser que acertó), fue un jugador muy querido en aquella universidad, tras cambiarse de carrera y practicar mucho su inglés, se diplomó en Lingüistica y diplomacia en 1991, tras este hecho, se apuntó al Draft de la NBA de aquel mismo año.
Fue elegido en la cuarta posición por los Denver Nuggets, en esa temporada, Dikembe arrasó, con 16 pts 12 reb 3 tap, si no hubiese sido por un grandísimo Larry Johnson, Denver hubiera tenido al Rookie del año.

Aunque las estadísticas eran buenas, el equipo no tenía muy buen balance, con un pobre 24-58, esto les hizo a la directiva hacer varios cambios, como traspasos y cambio de entrenador.


En su segunda temporada, los Nuggets mejoraron, pero seguían sin meterse en Play-offs, Mutombo bajó un poco su media anotadora, pero aumentó sus rebotes y tapones (13.8 pts 13 reb 3.5 tap).

Al año siguiente, el proyecto de Denver tomaba forma, en el Draft del 93, eligieron a Mahmoud Abdul-Rauf, con este jugador y junto a Mutombo, los Nuggets volverían a Play-Offs tras cuatro años de sequía. En Play-offs les tocó contra los Sonics, todo parecía de cara para los de Seattle con un 2-0 a favor, pero un potente Dikembe Mutombo dio la vuelta a la eliminatoria, derrotando así al mejor equipo del Oeste de la regular session, en segunda ronda, a Dikembe le tocó enfrentarse a los Jazz de Malone y Stockton.
Al año siguiente, fue el máximo reboteador y taponador, jugando los 82 partidos y consiguiendo así su primer trofeo de mejor defensor, trofeo que conseguiría consecutivamente durante 4 años, desde el 94 hasta el 98.
Tras cinco años en las Montañas Rocosas, Dikembe optó por explorar el mercado de Agentes Libres, de esta manera fichó por los Atlanta Hawks, equipo en el que fue All-Star durante cuatro años. En Atlanta llegó a Play-offs tres años seguidos, aunque su media seguía siendo bastante buena, los Hawks decidieron traspasarle a Philly por Theo Ratliff, Toni Kukoc, Narz Mohammed y el épico jugador del Unicaja Pepe Sánchez. En los Sixers, Mutombo siguió a un gran nivel, y junto a Allen Iverson, llevaron a Philly a una final tras 18 años. La final la perdieron 4-1 contra los Lakers de Bryant y Shaq, pero nos dejaron imágenes épicas.



En el verano de 2002, los Sixers traspasaron a Dikembe a los Nets, las lesiones de muñeca constantes fueron una de las razones del traspaso, por lo que el pívot congoleño sólo pudo disputar 24 partidos de temporada, con muy bajos promedios (5.8 pts 6.4 reb). A partir de ahí, el gran jugador al que estábamos acostumbrados, no volvió a ser el mismo, pero su constancia y esfuerzo le hicieron ser un referente saliendo desde el banquillo. Tras una temporada en New Jersey fue cortado.

En ese momento, empezó su ida y venida de equipos,Knicks, Bulls, hasta que encontró un sitio donde asentarse, como sustituto de la muralla china Yao Ming, en Houston.
En Texas, Mutombo volvió a sentirse importante, allí jugo durante cinco años hasta que un golpe fortuito con Greg Oden le obligaron a retirarse. Ponía así fin a una carrera de 18 años, se despedía Dikembe "Memorias de África" Mutombo.
Dikembe ha estado siempre muy unido a su pueblo, en 1997 creó una fundación para salvar a niños con enfermedades en el Congo. USA Weekend le nombró atleta mas humanitario del 99, por sus esfuerzos de recaudar dinero para programas sociales en el Congo. En el 2006, y gracias, en parte a Mutombo, se inauguró el Hospital Biamba Marie Mutombo. Esto es todo sobre este grandísimo jugador, un auténtico jugón y enorme persona.



Artículo escrito por Sergio Rabinal, puedes seguirme en twitter @SadikofBeats. GRACIAS


Share this:

,

CONVERSATION

0 comentarios:

Publicar un comentario