"El Cohete Ruso"



Alexey Shved - Olympics Day 14 - BasketballAlexey Viktorovich Shved (16 de diciembre de 1988)  fue sin lugar a dudas una de las sensaciones de estos JJOO de Londres 2012. El base de Bergorod se consagró como uno de los líderes de la selección rusa, siendo una pieza fundamental en la consecución de la medalla de bronce en Londres. Su gran manejo de balón y su dinamismo le convirtieron en uno de los jugadores más valorados durante el torneo. Sus notables actuaciones han acaparado muchas miradas en el nuevo jugador de los Minnesota Timberwolves. Es precisamente el hecho de que haya dado el salto a la NBA, lo que ha despertado el interés de muchos aficionados y medios de comunicación que están pudiendo presenciar como un jugador con tan poca experiencia en la mejor liga del mundo, está demostrando ser capaz de llevar las riendas de una franquicia NBA, todo ello gracias a su admirable desparpajo y descaro de cara a la canasta rival . 

Shved destaca por ser un competidor nato, su brillante creatividad con el balón en las manos y su capacidad para anotar con cierta facilidad le convierten en uno de los bases más prometedores de Europa. Su altura (1,96m) le permiten alternar las posiciones de PG y SG. A pesar de su juventud y posible falta de experiencia, es uno de esos jugadores capaces de hacer mejores a sus compañeros  y de crear situaciones de tiro con facilidad. Si Shved destaca por algo, es por el talento y el potencial que atesora.
Ha sido durante la pasada campaña cuando se produjo la explosión del talentoso base de 23 años. Shved se convirtió en una de las piezas más importantes del CSKA de Moscu durante la exitosa temporada pasada. Independientemente de ser uno de los mejores equipos de Europa y ser una de las sensaciones de esta pasada Euroliga, no fueron capaces de superar al Olympiakos en la Final Four. El buen rendimiento de Shved no pasó desapercibido y fueron muchos los que le consideraban uno de los jugadores más prometedores del viejo continente.

El interés de  algunos equipos por el jugador no era desconocido, veían en Shved un jugador que puede progresar en la mejor liga del mundo y convertirse en un buen base en la NBA. Fueron los Minnesota Timberwolves los que finalmente con los servicios del “playmaker” del CSKA, quien con el fichaje de unos de los agentes libres más codiciados, Andrei Kirilenko completaron su particular tándem ruso.

(El pasado 23 de julio, Alexey Shved llegaba a un acuerdo con los Wolves, con los que firmó un contrato de 3 años de duración por 10 millones de dólares).


Así pues, el base ruso formaría parte de uno de los equipos que mejor se ha reforzado este verano, los Wolves, los cuales prometen dar mucha guerra la presente temporada. Shved tenía a priori la difícil tarea de hacerse un hueco en el talentoso “roster” de Minnesota. Ante la baja de Ricky Rubio, Alexey veía ante sí como tenía una oportunidad inmejorable para ello, por lo que desde el inicio, Shved sacó a relucir todo su talento, lo que el Target Center pareció agradecer desde el primer momento. Gracias al juego alegre y frenético de Adelman, el base ruso no tuvo problema alguno en su adaptación al equipo, por lo que su aportación fue prácticamente inmediata. Tal fue su rendimiento en este inicio de competición, que tras el primer mes, Shved promedia unos notables 10’6 puntos, 3 rebotes y 4 asistencias por encuentro, siendo una de las piezas más importantes en la rotación. Solo falta ver como se adapta el ruso tras la vuelta de Ricky. Situación, que a priori no resultará ser un problema ya que es normal ver en cancha a dos bases (o incluso tres), por lo que solo cabe pensar, que el equipo irá a mejor con la vuelta del genial base.

Los aficionados rusos saben que tienen en Shved  al futuro del baloncesto ruso. La sombra de Kirilenko es alargada, pero si por algo ha destacado Shved, es por ser un competidor y un ganador nato. Esperemos que cumpla con las expectativas puestas en él y podamos disfrutar de su juego en la NBA muchos años.


Publicado por Nacho Juan Gracia (@NachoJuanRules). Gracias por su lectura J

Share this:

,

CONVERSATION

0 comentarios:

Publicar un comentario